¿Necesitas ayuda?

Un espectacular Ford 1940 Deluxe reconstruido, pintado con PPG imagen

Los ‘hot rods’ (coches clásicos típicamente norteamericanos con grandes motores modificados) y sus hermanos menos ‘extremos’, los denominados ‘street rods’, causan auténtico furor en Estados Unidos. De hecho, son muchas las competiciones que se celebran a lo largo y ancho del país, y miles y miles los aficionados que restauran o reconstruyen algunas de estas joyas (como ya te hemos mostrado en El Blog del Pintor).

Este es el caso de Larry Cloninger, un fanático de Ford, que encargó un Ford 1940 Deluxe a uno de los mayores especialistas del país, Bobby Alloway, propietario del taller Hot Rod Shop. Para ello contaron con la colaboración de Dennis Carpenter, uno de los mejores especialistas en carrocerías Ford en Estados Unidos. 

Del resultado final, que luce un espectacular acabado gracias a la exclusiva tecnología de recubrimientos de PPG, estaría orgulloso el mismísimo E.T. ‘Bob’ Gregorie, diseñador original del Ford 1940.

Con tan sólo 22 años, Gregorie fue contratado por Edsel Ford, hijo de Henry Ford y presidente de la Ford Motor Company desde 1919 hasta su fallecimiento prematuro en 1943. Para cuando había cumplido los 30, Gregorie había diseñado el Lincoln Zephyr de 1936, el primer Mercury, el prototipo del Lincoln Continental, y el coche considerado por muchas personas el más bonito creado por Ford: el 1940.

Salvando obstáculos

Al comenzar el trabajo con una carrocería nueva, los profesionales del Hot Rod Shop evitaban la complicada reparación de daños, algo muy habitual en la restauración de vehículos antiguos como este ‘street rod’. Aun así, todavía tenían que “perseguir” las piezas exteriores que no se encuentran en el catálogo de Dennis Carpenter, agregando un capó original, rejilla, tablero y molduras.

Para los faros, luces traseras, paragolpes, estribos y otros componentes también se emplearon piezas de reproducción. Además, elementos como asientos y tapicería, cuadro de instrumentos o caja de cambios se encargaron a conocidos especialistas en dar una segunda vida a clásicos de la automoción norteamericana.

La carrocería fue sometida a una cuidadosa y sutil ‘cirugía estética’. Los huecos entre el capó y las defensas en los Ford 1940 son notoriamente desiguales, y el morro parece elevarse ligeramente de atrás hacia adelante. Los carroceros de Alloway cortaron y remodelaron suavemente los guardabarros para adaptarlos a la forma del capó, perfeccionando los huecos. El capó en sí mismo fue recortado y rebajado lo suficiente como para mejorar el perfil.

En cuanto a la parte mecánica, la elección y colocación de piezas fue bastante complicada dada la necesidad de adaptar el motor elegido a la peculiar carrocería de este Ford 1940 Deluxe. No obstante, todo el trabajo tuvo su recompensa con el aspecto final del vehículo, cuyo acabado negro espejo se logra con pintura negra PPG.

Este Ford 1940 Deluxe se exhibió en en el SEMA Show 2017 (celebrado del 31 de octubre al 3 de noviembre) y en 2018 comenzó su periplo en Los Ángeles en el Grand National Roadster Show para seguir en el circuito de espectáculos durante todo este año.

Volver