¿Necesitas ayuda?

¡Herramientas y equipos a punto! Consejos básicos para el regreso a la actividad del área de pintura del taller

Los negocios de reparación de carrocería poco a poco vuelven a la actividad. ¿Está todo el material y las herramientas a punto para retomar tus trabajos de chapa y pintura? Evita tiempos muertos y retrasos innecesarios.

El momento tan deseado por los profesionales del sector ha llegado. Tras semanas de parón de la actividad, ya está en marcha el regreso paulatino a la actividad de los talleres que echaron el cierre al decretarse el estado de alarma. Atrás han quedado semanas de incertidumbre y ahora, con el negocio a punto de abrir o ya abierto, toca volver a gestionarlo para recuperar cuanto antes el pulso y generar esos ingresos tan necesarios en estos momentos.

 

Son muchos los aspectos a tener en cuenta en este regreso: la gestión de la situación financiera, la gestión del personal, la puesta en marcha de las medidas que garanticen la seguridad para evitar riesgos en el taller, las acciones que activaremos para atraer de nuevo a los clientes al taller… incluso la gestión de algo tan elemental como los suministros básicos ¿Redujimos la potencia contratada de electricidad para abaratar la factura? Es el momento de desandar el camino…

 

Sin embargo, en todo este maremágnum es posible que algo tan simple como importante pase desapercibido ¿Tenemos a punto el material y las herramientas para retomar nuestros trabajos de reparación de chapa y pintura?

 

Maquinaria, herramientas, materiales…


Uno de los aspectos que señalamos que convenía prestar atención para conseguir que nuestro taller de chapa y pintura estuviera listo para la vuelta a la actividad estaba, precisamente, en asegurar que maquinaria y herramientas se encontraran en buen estado al regreso al trabajo ¿Has aprovechado el parón para realizar su mantenimiento?

 

Si en su momento no lo hiciste, ahora toca revisarlas, así como hacer inventario de los materiales y herramientas que necesitamos para el regreso a la actividad. En este sentido, habrá que comprobar no sólo que disponemos del material necesario, sino que éste se encuentra en buen estado y listo para su uso. No en vano, en el peor de los casos, han pasado dos meses desde que se paró la actividad y es posible que no todo esté disponible o en buenas condiciones, aunque pensemos que es así.

 

En este regreso a la actividad, y más en las circunstancias actuales, hay una serie de elementos básicos, y comunes a todas las áreas del taller, de los que deberemos asegurarnos su suministro: ya sabes que mascarillas, guantes y geles hidroalcohólicos son indispensables en la vuelta al taller.

 

 

Los imprescindibles para el área de pintura


No obstante, y más allá de que contemos con todos los equipos de protección individual necesarios para el personal de carrocería y de pintura, en el área de repintado deberemos prestar atención a todos esos materiales y herramientas específicos y fundamentales para realizar cada intervención.

 

Inventario y revisión de productos


Para muchos talleres han pasado casi dos meses desde su última reparación. Así, es probable que entonces se quedaran envases abiertos en los que el producto haya podido echarse a perder. De este modo, conviene comprobar, por ejemplo, que el endurecedor esté en buen estado, ya que puede haberse solidificado y estropearse al permanecer tanto tiempo en contacto con el aire.

 

Asimismo, otro aspecto a tener en cuenta es que ahora hace más calor que en marzo y necesitaremos productos más lentos. Por ello, es recomendable ajustar los endurecedores y disolventes a las temperaturas actuales.

 

¿Tenemos suficiente cinta de enmascar? ¿Y de papel o film para enmascarar? En general, es aconsejable realizar una revisión de stock, especialmente de los productos de preparación de superficies y pintura mayor consumo. En este sentido, el taller de carrocería tiene a su disposición Inventory de PPG, una app que permite la gestión del stock de forma online y fácil con tu distribuidor, facilitando así el reaprovisionamiento a distancia para que la falta de un producto no genere un cuello de botella en tus procesos de taller.

 

Pistolas


Otro elemento clave en el día a día del taller son las pistolas aerográficas. Ten en cuenta que es posible que no estén en las mejores condiciones tras dos meses de inactividad ¿Quedaron limpias y dispuestas para usar? Sea así o no, es importante comprobar su estado y asegurarnos de que estén bien limpias, sin restos de pintura u otros elementos que entorpezcan su adecuado funcionamiento.

 

Por ello, aunque las dejáramos en perfecto estado, conviene limpiarlas de nuevo antes de volverlas a utilizar, pues, si bien puede que no conserven restos de producto, es más que probable que hayan acumulado polvo y suciedad en todo este tiempo. No olvides que muchos defectos de repintado se originan, precisamente, por elementos ‘extraños’ en las pistolas. Y por cierto, vigila que el disolvente que uses no esté degradado: lo mejor es que lo repongas, pues ha pasado demasiado tiempo y puede haber perdido propiedades.

Cabina de pintura


Antes de volver a meter un vehículo para repintar, es importante efectuar una buena limpieza de la cabina así como de comprobar sus filtros. Así, es fundamental que la cabina esté libre de polvo u otros contaminantes que puedan arruinar un trabajo de repintado.

 

Si bien hay filtros que ‘aguantan’ bastantes horas de uso (prefiltros o antefiltros, filtros de techo o de plénum…), otros como los de suelo no. Lo deseable es que estos se limpien cada 15 días, por lo que ahora deberían ser limpiados. Lo mismo ocurre con los filtros que hay en los inyectores de las pipetas de aceite de los quemadores. Si lo aconsejable es limpiarlos una vez al mes, ahora tocaría.

 

Box de pintura o sala de mezclas


Al igual que la cabina, requiere una limpieza semanal de toda la estancia para que no haya contaminación en los procesos de preparación de mezclas. Así, antes de volver a utilizarla conviene efectuar una limpieza adecuada de esta instalación. 
¿Otra alternativa? El sistema automático de mezcla de pintura MoonWalk™ de PPG, del que ya te hemos hablado en otras ocasiones.

Herramientas de color


Sí, las herramientas de color también requieren una ‘limpieza’, o mejor dicho, una actualización. De este modo, conviene, antes de reiniciar el trabajo actualizar el programa de color que utilicemos para disponer de las fórmulas de color más recientes. Aunque recuerda que PaintManager de PPG puede actualizarse automáticamente de forma online asegurándote de que dispones de la información más reciente y completa en todo momento.

 

¿Quieres un taller más próspero? Quizá te interese nuestro post sobre ¿Cómo preparar de forma correcta el área de pintura de nuestro taller? O quizás quieras conocer qué es la metodología Lean Six Sigma con la que desde PPG hemos ayudado a centenares de clientes a mejorar su desempeño y alcanzar sus objetivos comerciales, como en estos casos de éxito.

suscribir

Volver