Los mejores trucos de chapa y pintura de tres pintores expertos

Suman más de 60 años de experiencia pintando coches. Tienen en común la pasión por lo que hacen, una larga trayectoria y que confían en PPG en su día a día.

Antonio Reina, Roberto Escribano y Daniel Maldonado son tres profesionales del repintado de vehículos que, aunque separados en la distancia (trabajan en Málaga, Barcelona y Alicante, respectivamente) están unidos por el respeto que demuestran hacia su profesión, la pasión que despliegan en su trabajo diario y una larga trayectoria profesional. Los tres nos cuentan cuáles son, desde su punto de vista, los desafíos del pintor de coches y nos revelan algún truco que usan en su día a día en el taller.

Más de 60 años de experiencia a sus espaldas

Antonio Reina (28 años de experiencia)

Antoni Reina

“El 80% de mi experiencia profesional ha estado vinculada al repintado de vehículos de alta gama (barnizados cerámicos, coches blindados, restauración de vehículos clásicos...). En la actualidad trabajo en C. de Salamanca en Marbella (Málaga), donde reparo vehículos de las marcas Bentley, Ferrari, Jaguar, Land Rover y Maserati, si bien mis comienzos fueron en un taller multimarca, también en Marbella, donde igualmente reparaba coches de lujo, principalmente, de clientes ingleses y alemanes”.

Roberto Escribano (21 años de experiencia)

Roberto Escribano

“Empecé mi carrera profesional a los 16 años, sin titulación oficial sólo con el Graduado Escolar, primero en un servicio oficial de Volkswagen en Alicante, donde estuve 7 años y después pasé a un taller multimarca también en Alicante (MAC EUROSERVICE) en el que trabajo actualmente y en donde acabo de cumplir 14 años”.

Daniel Maldonado (14 años de experiencia)

Daniel Maldonado

“Mis comienzos fueron como mecánico, primero en un taller de Ford y luego tres años más en otro taller oficial de Citroën, el último de ellos compaginándolo con la pintura. Después, pasé a Talleres Muñoz, un negocio de reparación de L'Hospitalet de Llobregat (Barcelona), donde llevo ya 13 años, siempre dedicado al repintado de vehículos”.


1.- ¿Cuáles son hoy los principales desafíos del pintor de vehículos?


Antonio: “Si ya de por sí el cliente es exigente, imagina si hablamos de propietarios de coches de lujo. Por eso, en mi caso, entre los principales desafíos está conseguir siempre acabados perfectos, impecables, sin el más mínimo defecto (ni marcas de agua, ni piel de naranja…). Y eso no es nada fácil, pues nuestro trabajo no deja de ser manual, no como en fábrica que es una máquina la que pinta. Además, hoy en día con las pinturas al agua y las lacas actuales requieren de mayores grosores, pero sin pasarte: son muy buenas, pero muy sensibles al mismo tiempo. Por eso, cada vez es más complicado dejar un coche en perfecto estado. Incluso, los clientes saben más y casi quieren que los acabados en las reparaciones en el taller mejoren a los conseguidos en las líneas de producción”.

“La pintura está a la vista de todo el mundo por lo que el más mínimo defecto se acaba viendo. Por eso, los pintores somos como los maquilladores, somos la última mano y si ese último paso no está bien, todo el proceso acaba por arruinarse”.

“En cambio, uno de los problemas que tienen otros pintores como es la igualación de color, personalmente no me preocupa tanto. En el tema de colorimetría, PPG, marca con la que llevo trabajando ya 17 años, está muy avanzada y, por ese lado, apenas tengo dificultades. Es cierto que, con algún color concreto, exclusivo, las marcas no te facilitan su código porque se trata de colores por los que el cliente paga para que nadie más lo pueda usar, lo que te obliga a arreglártelas con las piezas colindantes con difuminar las mínimas diferencias. Ahí ya está el arte de cada pintor para conseguir, buscando siempre el color más parecido, que no se noten ni el parche ni el difuminado”.

Por su parte, Roberto comenta: “Desde mi punto de vista, el principal reto actual está en la valoración de los trabajos de pintura. Con los nuevos acabados tricapa, cuatricapa, perlados… es muy complicado ajustar los tiempos. Y es que con el tiempo adecuado es relativamente fácil dejar un trabajo bien acabado. Sin embargo, para completar ciertos tipos de trabajos, el estimado acaba siendo muy justo…”.

En PPG somos conscientes de que el mercado de la reparación de carrocerías es cada vez más exigente. Los clientes, particulares y corporativos, quieren sus vehículos reparados en menor tiempo, pero sin merma en la calidad del acabado. Ese creciente nivel de exigencia nos guía a la hora de formular nuestros productos y proponer herramientas que ayudan al pintor a agilizar los procesos de reparación evitando errores y repeticiones innecesarias.

Daniel: “El principal reto para los pintores de automoción está en la igualación de color. Los nuevos colores que vemos en los vehículos son cada vez más complicados de igualar y aunque tenemos mucha ayuda tanto con los materiales (barnices, aparejos) y herramientas de color (espectofotómetros) en ocasiones nos encontramos con algún color puntual que se sigue resistiendo. Un ejemplo es el 46V (Soul Red Crystal) de Mazda que al llevar un barniz ya teñido te obliga a que, mientras estás aplicando ya el barniz conseguir el tono, el color, que quede igualado, que no queden sombras ni nada, porque una vez estás ya con barniz, como lo hagas es como va a quedar: no hay vuelta atrás”.

Consciente de todos estos retos, PPG pone a disposición de los profesionales del repintado de vehículos los materiales y herramientas con las últimas tecnologías que aceleran todos los procesos, desde la identificación de color, a la aplicación, el secado… Todo para conseguir trabajos más rápidos y eficientes con acabados perfectos.
Un ejemplo lo encontramos en la complejidad de repintar algunos colores más novedosos, complejidad que se reduce apostando por los materiales de pintura que permiten realizar con éxito estas reparaciones, así como por la mejor formación y consejos. Del mismo modo, RCT (Rapid Cycle Time) es un innovador procedimiento de reparación que consigue una considerable reducción de tiempos de aplicación y secado. Un proceso que reduce no solo tiempos de espera y cuellos de botella, sino que favorece la optimización de recursos y el uso de cabina.


2.- ¿Qué le pides a una marca de pinturas?

Antonio: “Sobre todo que tenga un buen servicio técnico, que cuando tienes un problema en cualquier momento estén ahí, no para resolverlo, sino para atenderte, estar a tu lado para poder ayudarte. Porque al final es el pintor al que le toca resolver la papeleta, pero es fundamental que estén ahí para que te puedan aconsejar, ayudar, para poder guiarte”.

Roberto: “Materiales de secado más rápido, de más fácil aplicación, ayudas como espectofotómetros fiables… Yo llevo trabajando con PPG desde hace ya 14 años y, en mi opinión, la marca cumple con todos estos requisitos. También es muy importante la formación constante y el asesoramiento en las nuevas tecnologías que se van incorporando a los vehículos y al mercado como, por ejemplo, las reparaciones rápidas. Las aseguradoras están apostando cada vez más por este tipo de operaciones que prácticamente implican que si un coche entra al taller por la mañana, por la tarde ya se está entregando al cliente. Y en medio hay todo un trabajo en el que los materiales de secado rápido son imprescindibles. Por eso, necesito que la marca de pinturas con la que trabajo ponga a mi disposición aceleradores, barnices, pinturas y aparejos que sequen rápido… En definitiva, que facilite mi trabajo, especialmente, ahí donde está el principal reto de hoy: el tiempo. Y, por supuesto, que sea de buena calidad”.

Daniel: “Actualmente nos ayuda mucho, especialmente con los materiales, que se ajustan a nuestras necesidades. Para nosotros el tiempo es vital y que barnices, imprimaciones y demás que sequen rápido son muy importantes y eso lo tenemos. También las herramientas de igualación de color nos ayudan mucho. También la formación es muy importante, pues nos ayudan mucho a conocer hacia dónde va la pintura y a conocer las últimas tecnologías”.

3.- Un truco en tu día a día…

Antonio: “Uno que utilizo para ‘perder’ el color y que no se aprecien los contrastes en los colores tricapa perlados, es pulverizar con la pistola siempre en horizontal, en sentido descendente, como si ‘peinara’ la pieza, y todo esto haciéndolo a baja presión”.

Roberto: “Tengo alguno que otro. Por ejemplo, para evitar tener que repasar los coches por motas de pintura que te puedan quedar después de aplicar las distintas capas, pongo mucho cuidado en la fase de enmascarado, dejando lo más tenso posible el papel. Pienso que dedicar media hora a ‘empapelar’ bien, te puede llegar a ahorrar dos horas de pulido (un trabajo que, además, no ‘paga’ nadie). Otro truco que ya no utilizo, pues gracias a los nuevos barnices se ha solucionado, tenía que ver con los rojos tricapa. Para conseguir una buena igualación de color, por ejemplo, con el color NNT de Renault, donde la primera capa es un color salmón y el resultado final es un rojo muy intenso, lo que hacía era dar la primera mano, diluía al 50% la primera mano con la segunda, que sería un barniz tintado, y que antes era al agua, consiguiendo que la transición del color fuera más suave y más agradable a la vista: no se notaba ese corte ni las placas de punta”.

Daniel: “Mi principal truco es respetar las fichas técnicas del fabricante. Ayuda mucho a que el trabajo salga bien y a la primera. En cuanto al enmascarado, yo lo que hago es prestar mucha atención en la colocación para tapar bien los huecos (entre aleta y puerta, entre puerta y puerta…). Así ahorro material y tiempo en enmascarar interiores de piezas y demás… Otro truco es que no desengrasamos en la cabina para ahorrar tiempo. A la hora de pasar el aire antes de entrar en la cabina, le damos primero con una bayeta con agua y vinagre para limpiar bien la carrocería. Así, al soplar no se crea tanto polvo y, al tiempo, estamos desengrasando. Luego ya en la cabina, sin polvo y desengrasada, le pasamos el atrapapolvo a la carrocería para limpiar las últimas impurezas antes de pintar”.


¿Sabes cómo sacar mayor partido al taller de chapa y pintura? Quizá te interese este post. Y si quieres Consejos para gerentes de taller como o aplicadores como tú que buscan optimizar los trabajos de repintado en su taller, asómate a este otro post.

Volver